jueves, enero 28

¡Chau, Salinger!

2 comentarios:
Sí, otra vez nos toca la sucia tarea de hacer una notita de despedida. No, no se trata de Emilio Vieyra, sino -como adelantábamos en un tweet- de J.D. Salinger, o Jerome David Salinger, pa´los amigos. Se fue el guardían entre el centeno, el cazador oculto, papá de todos los Glass. Se fue Holden. Y ahora empiezan los rumores de los que pretenden descubrir su obra inédita, esa que debe haber escrito para sí mismo. Y el reflote de las posibles adaptaciones cinematográficas. Y los millones de homenajes. Es de esperar: después de todo, se fue un amigo. Los que no lo conocen, pueden empezar a hacerlo por acá. Los que sí y no leyeron nada, por acá. Y los que quieren leer -casi- todo, por acá.

viernes, enero 22

Carne sobre carne en el Malba

No hay comentarios.:

Viendo la foto de al lado se puede confirmar que la Coca Sarli era cosa sería ¿no? Diva de una época sin revistas maxims ni puterío chimentero en los programas de tele de la tarde alimentó las fantasías de gorilas y peronistas por igual y generó un mito que resiste el paso de los años y de las siliconas.
Sus películas inclasificables (no es clase b, ni siquiera clase v) han soportado el rigor de la censura durante décadas. Las tijeras hicieron lo suyo y una gran cantidad de material no apto para los cines de aquellos años se acumuló esperando llegar a los ojos de los fans.
Y ahora es el momento, el 4 de febrero se estrena en el Malba (Avda. Figueroa Alcorta 3415), Carne sobre carne, un documental de Diego Curubeto que rescata todo el tetaje, digo el metraje censurado de este gran ícono nacional y popular. Escenas borradas, tomas alternativas e imágenes caseras, editadas por un conocedor de la causa. Con esta película (exhibida en el Bafici del 2008), Curubeto pega el salto de la crítica al largometraje, después de deleitar a mucha gentuza con biblias impresas como "Babilonia Gaucha", "Cine de Super Accion" y "Cine Bizarro".
Las funciones serán todos los jueves a las 22:00 y los sábados a las 23:55.
Las entradas salen $15 (estudiantes y jubilados: $8).

viernes, enero 15

La fiaca.

No hay comentarios.:

Vamos por la mitad del mes y recién me desperezo. Quince días del dos mil diez y apenas me moví. Hace calor pero podría ser peor, así que no es cosa del clima. Será el dolor de muelas. Más vale el dolor fantasma, porque la muela ya no está. Duele el agujero. Quién sabe todo el estructuralismo y su correspondiente post vino de un par de días en el dentista. Derrida con la boca abierta sin poder emitir palabra y meta darse máquina por miedo al torno. La falta constitutiva y toda esa sanata es un diente que ya no está. Por qué la muela y no más bien la nada. Lacan en la sala de espera cagado de miedo. Ja. Es linda mi dentista. Pero me hace doler. Como el amor. Cuanta filosofía gracias a los antibióticos que no funcionan bien y painkillers (me encanta esa palabra) tal vez demasiado suaves.
El tema es que empecé el año como debía ser, volviendo a mi casa en bicicleta recorriendo la ciudad de norte a sur. Un gran plano secuencia de gente en la vereda, cohetazos, niños que gritan y vasos de de sidra aquí y allá. Música desde los balcones también; claro. Cumbia principalmente. En el norte y en el sur. La electrónica andará por los bosques. Un año nuevo raro con los outsiders de la familia. Nuestra tía soltera que nos dio refugio a todos los sobrinos y nos salvó (si algo así es posible) de las neurosis parentales; mi prima jugadora de futbol en busca de su destino y yo mismo, dj desocupado. El día 1 empecé a pedalear por la avenida Rivadavia semi vacía hacia el oeste. Otro plano secuencia. A la altura de Flores un montón de gente festejaba los cien años de velez. Increíble. El sol derrite el asfalto y todos esos dementes con sus banderitas. Mi abuelo de estar vivo estaría allí supongo. Aparentemente donó cien ladrillos para la construcción del nuevo estadio Amalfitani. De velez me queda esa historia y una foto de los años cincuenta que ahora cuelga enmarcada en el pasillo; una media chilena increíble dedicada con nombre y apellido por un tal Pellegrini. En el fondo, la gente en la tribuna está de saco y corbata. En esos años Berlín era puro escombros y Buenos Aires florecía. ¿Adivinen a dónde se quiere ir a vivir mi prima? Ya me salió el amargo. No era eso lo que quería contar. Seguí por Rivadavia hasta que encaré hacia la autopista del Oeste. Estaba lleno de gente esperando pasar los autos del rally Dakar. Agarré por colectora y vi pasar unos cuantos; a mi manera corrí unos kilómetros del rally. Debo haber salido primero en categoría bicicletas porque era el único. Al atardecer llegué a la quinta. Ese recorrido podría ser mi versión de la película Hiroshima. Una genialidad del uno de los directores de 25 watts y whisky. El otro director se suicidó. Así de brutal. Ahora que lo escribo tomo conciencia. El pibe se mató. Se colgó, se pegó un tiro, se tomó todas las pastillas. Finito.
Terrible. A esta Hiroshima la hubiera votad como lo mejor del 2009 de haberla visto en mardel cuando la dieron. Tremenda. Otro gran plano secuencia. La película es un día en la vida del hermano del director. Como habla poco la hizo muda. Se puede ser indie sin ser pretencioso; sin diálogos dolor de huevos. Es muda pero hay muchas canciones, sonido ambiente y mucha bici también. En un momento se escucha un silbón. Pura casualidad supongo. El silbón es una garza de color amarillento anaranjado que le da por silbar (obvio). Hubiera querido llamar este post las garzas. Hubiera querido escribir una novela, una nouvelle o un cuento al menos. Las garzas. Pero no me da. Incluso habiendo visto también la última película de Kawase que termina en un paneo de un riacho parecido a los del Delta del Tigre. Avanza y avanza la cámara como deslizándose sobre el agua. Adelante una garza blanca que marca el camino. Pura casualidad también. Hasta donde yo sé no hay amaestradores de garzas. Nadie tiene la garza atada y solo vuelan y silban cuando les da la gana.

Dj malhumor.

martes, enero 5

Encuesta encerradosafuera 2009. Resultados finales.

3 comentarios:

No ganó Cerati, tampoco Animal Collective. Es más, los de Brooklyn no figuraron ni en el podio; en cambio el ex Soda compartió un digno tercer puesto en Disco del año y el primero en Peor canción: el voto mala onda "Cualquiera de Cerati" lo llevó hasta ahí junto a un número puesto, deberían saber cuál es.
Entre lo previsible, Radiohead se llevó el primer lugar como recital del año,  Bastardos sin gloria como película y Lost como serie de TV. La sorpresa fue que Zona Indie, resignara el primer puesto en la categoría "Mejor site argentino", después de ser ganadores durante cuatro años seguidos fueron vencidos por el gigante Taringa. El mismo sitio se quedó con la corona en "Mejor soft o site para download".
Los amigos del show radial Operación escuchar, ahora transformados en Lo que vendrá, vuelven a quedarse con la gloria en "Programa de radio", pero esta gloria no es mujer de un solo hombre y este año la comparten con "Pink Moon Radio".
Si quieren saber quiénes fueron los elegidos como mejor y peor disco, mejor canción, revelación y artista extranjero para ver en el 2010, solo tienen que entrar aquí: http://www.encerradosafuera.com.ar/encuesta/09/resultados09.php
Si quieren chusmear voto a voto, estos son los links:
- Votos de los Lectores
- Votos Músicos
- El voto de Amigos y vecinos de la web
- Los elegidos del Staff encerrado
A los ganadores felicitaciones, y a todos los que participaron un millón de gracias, sobre todo a los que se lo tomaron con humor.
¡Feliz 2010!